¿Jehová es realmente el Pastor de mi corazón?

 

Es la casi última reflexión de este año, y es que hace unos días tenía este pasaje tan claro, es mas está en mis apuntes de la predica del sábado pero, por alguna razón a Dios le plació que no hablara eso…y hoy al hablar con Él el mensaje era tan claro en mi vida, que por eso mas que nada me decidí a compartirlo, es bastante sencillo pero no deja de ser importante.

“El Señor es mi pastor; tengo todo lo que necesito”. Salmos 23:1  (NTV).

Los que somos ya bastante antiguos en esto, conocemos muy bien este pasaje, y es mas yo siempre lo asocie con las finanzas de mi casa, creía que este era el salmo que Dios había inspirado en eso, para indicarnos que nada nos faltaría, pero nada económico, bueno me equivoqué, porque no se trata de eso.

Nos dice “Jehová es mi Pastor”, y quiero detenerme ahí…que hace un pastor? Un pastor guía, dirige, instruye, protege del peligro…en general eso hace cierto? Finalmente es un Líder.

Ahora…dice “Dios es….MI PASTOR”, está diciendo que Dios es quien nos dirige, instruye, guía, protege…estamos de acuerdo??

Ya, pero si somos más exactos…al decir “mi”, está indicando posesión, ya pero que más?

Te ayudo, el titulo de esta reflexión dice: ¿Jehová es realmente  el Pastor de mi corazón?

Que quiero que  reflexionemos?? Puede que Dios no siempre sea nuestro Pastor? Me explico…sucede que hay veces en que hay áreas de nuestra vida en que queremos hacer lo que a nosotros nos venga en gana y no lo que Dios nos manda a hacer…entonces, si eso pasa, no podemos decir “Dios es mi pastor”, porque al decir “Jehová es mi pastor” estamos indiciando que Él es el pastor de todo nuestro ser…de todo nuestro corazón, y no solo de algunas áreas que solo nosotros queremos en que Él mande…

El año está culminando y es verdad que comienzan los análisis de lo bueno y lo malo que hicimos…pero déjame decirte que puede que tu año no haya sido el mejor porque aun tienes aéreas de tu vida en que Dios no es el centro. Dios quiere ayudarte porque sabe que es ahí donde más te cuesta, pero Él nada puede hacer si no le dejas que obre.

El versículo completo dice “Jehová es mi Pastor, tengo todo lo que necesito”, pero realmente puedes decir ese versículo con toda certeza y seguridad solo cuando Dios tiene el control de toda tu mente y tu corazón…entonces ahí recién sentirás que “si tienes a Dios, entonces no necesitas nada más”, de lo contrario solo será un lindo verso, pero que no puede aplicar en tu vida…

RECUERDA: Jesús no murió en la cruz solo por algunas partes de tu corazón…si no que pagó el precio por toda tu vida, por TODO tu corazón.

Te invito a que si sabes que hay áreas cojas que aun Dios no está en control, se las entregues…Él solo quiere ayudarte…estoy segura que no quiere verte más luchando en vano con tus propias fuerzas.

Y así antes que el año termine puedas decir con toda seguridad:

JEHOVÁ ES MI PASTOR, TENGO TODO LO QUE NECESITO! No me hace falta nada más, porque con Él estoy completo (a).

Y si hay algunas cosas que se te tornan difíciles recuerda Filipenses 4:13 “Todo lo puedo en Cristo que me fortalece.

 

Dios te bendiga! =)

Anuncios

Nuestra Reflexión de #Navidad2015

No podía faltar la reflexión de navidad, y aunque un poquin tarde, pero ya está aquí =)

Y he aquí, se les presentó un ángel del Señor, y la gloria del Señor los rodeó de resplandor; y tuvieron gran temor.

10 Pero el ángel les dijo: No temáis; porque he aquí os doy nuevas de gran gozo, que será para todo el pueblo:

11 que os ha nacido hoy, en la ciudad de David, un Salvador, que es CRISTO el Señor.

Pensaba…si tuvieras pasando un tiempo en tu vida muy difícil, y lo mas que quisieras es que Dios se acordara de ti y que las comenzaran a salir mejor, eso no te alegraría?

Lucas nos cuenta que cuando un ángel se les presento a los pastores, estos se asustaron, y les dijo que no tuvieran miedo, que algo maravilloso había sucedido, algo que cambiaria sus vidas para siempre.

¿Cómo reaccionarias tu si alguien te dijera que vayas a un lugar especifico porque ahí Dios tiene la respuesta a lo que tanto estas pidiendo? o en ese lugar está la cura a tu enfermedad?¿Estarías feliz? O te quedarías pensando un rato…

Yo en lo personal tiendo a pensar mucho las cosas, y más si proviene de una forma muy poco usual…y luego de meditar mucho mucho, veo si voy o no…

Bueno sabemos que el Pueblo de Israel no estaba pasando un tiempo muy agradable…habían sido dominados por el imperio romano, los cuales no los habían matado a todos pero si se aprovechaban de sus bienes y cada día subían los impuestos para satisfacer a un grupo privilegiado…no estaban bien! Y aunque había pasado años…ellos aun tenían viva la esperanza de que algún día vendría el gran libertador que los rescataría con poder de la mano de los romanos…

Pero sabemos que no todos lo entendieron así, ellos entendían que sería un rey que solo los libertaria de sus batallas físicas, pero no de sus batallas internas…las de sus corazones, pues muchas de las normas que Dios les había dejado en el pasado como medio de purificación de sus almas, y para que estén cerca de la presencia de Dios las habían adoptado como costumbre y tradición y ya no las seguían de corazón para acercarse a Dios, si no para ser vistos y aparentar ser buenos.

Te pregunto otra vez:

Si Dios te dijera: tengo lo que me has estado pidiendo todo este tiempo, porque sé que lo necesitas, pero debes hacer algo antes.

¿Te quedarías ahí dudando o correrías de inmediato a ver?

Hoy Dios nos recuerda como le dijo a los pastores esa noche: “No tengan miedo”…Les traigo buenas noticias que darán gran alegría a toda la gente. (Lc 2:10 NTV)

Felices Fiestas!

#DiosNosLlevaaNuestroLimite

“Pero he aquí que yo la atraeré y la llevaré al desierto, y hablaré a su corazón” Oseas 2:14

El libro de Oseas es un libro que muestra de manera muy ilustrativa como nos ve Dios, pero a la vez como nos llama y atrae hacia Él, aun cuando nos vayamos muy lejos de su presencia.

Pensaba en este versículo porque hay veces en que Dios necesita llevarnos al desierto…es más necesita que lleguemos a ciertas situaciones límites, para que ahí recién despertemos y nos demos cuenta de que debemos volver a los brazos de nuestro amado salvador.

A ti te ha pasado que de vez en cuando reaccionas de cierta manera, y ya ni sabes el motivo…y no te dura unas horas, si no varios días hasta que basta solo el un toquecito de la presencia de Dios para que todo cambie una vez mas? Bueno a mi sí, y hoy entendía esto…”Dios necesita llevarnos a nuestros limites, porque ahí es donde reconocemos que le necesitamos, es ahí donde nuestras fuerzas se acaban y se nos termina el abecedario con los planes…es ahí donde solo Dios puede obrar”.

Recuerda…que la gran misión de Jesús no fue solo morir por ti…si no que Reconciliarte con el Padre, porque estábamos muy lejos de Él, tanto, que necesitábamos un mediador…y ese es Jesús.

Te invito a que sigas leyendo este maravilloso libro del antiguo testamento, descubrirás cosas maravillosas respecto del gran amor de Dios para su pueblo. 🙂